ultrasonidos phased array con escaner manual cobra
Inspección mediante equipos del ultrasonidos phased array con escaner manual cobra
5 (100%) 1 vote[s]

En el caso de reparaciones de haces tubulares, tradicionalmente el método de ensayo empleado era la radiografía con fuentes de Ir-192. Dado el pequeño diámetro de la tubería (menor de Ø2”) se podía emplear dos tipos de técnicas radiográficas:

  1. Técnica de doble pared – doble imagen (proyección elíptica).
  2. Técnica de doble pared – doble imagen (proyección plana).

En ambos casos se exige la colocación de la fuente radiactiva separada del tubo y en distintas posiciones.

Dada la escasa separación entre las tuberías y la falta de acceso, en muchas ocasiones solo se puede realizar una única radiografía por soldadura, no pudiendo ensayar todo el volumen de la misma, ni garantizar su integridad.

Como alternativa, se puede emplear el sistema cobra que combina la técnica de phased array con un conjunto de palpadores y escaner manual de muy pequeño tamaño que permite ensayar el volumen completo de este tipo de soldaduras.

Principales características de este sistema de inspección mediante equipos del ultrasonidos

  • Exploración de tubos de Ø0.84” a Ø4.5”.
  • Solo necesita 12 mm de separación entre los tubos de los haces tubulares.
  • Posibilidad de montaje de palpadores a ambos lados de la soldadura para poder hacer el ensayo en una sola pasada.
  • Posibilidad de manipular el escáner desde un único lado del tubo (incluido el montaje).
  • Fijación al tubo mediante resorte (se puede emplear en materiales ferromagnéticos o no ferromagnéticos).
  • Posibilidad de colocar palpadores a ambos lados de la soldadura o en un solo lado (ensayos de soldadura de tubo – accesorio).
  • El escáner dispone de encoder, con lo que se registra en todo momento la posición de los palpadores, pudiéndose, junto a la adquisición de registro de ultrasonidos determinar la localización de las discontinuidades presentes en la soldadura.

Ventajas de este sistema de inspección por ultrasonidos

  • No interferencia con otros trabajos durante la reparación de la caldera.
  • Posibilidad de realizar los trabajos si la reparación se realiza a tres turnos por jornada.
  • Más económico que la radiografía.
  • Posibilidad de inspección del 100% de las soldaduras en los tubos. No así en radiografía.

autor
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Puedes usar las siguientes HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

borrar formularioEnviar